Sin consenso las decisiones del gobierno municipal Sin consenso las decisiones del gobierno municipal
Por Fernando Peña La definición es clara, “consenso es un término que procede del latín consensus y que hace referencia al acuerdo que se... Sin consenso las decisiones del gobierno municipal

Por Fernando Peña

La definición es clara, “consenso es un término que procede del latín consensus y que hace referencia al acuerdo que se alcanza por el consentimiento entre los miembros de un grupo o entre varios grupos.”

Siendo así, un gobierno basado en el consenso funciona bien… No es democrático aplicar políticas publicas desde el gobierno municipal con la ofensa, basado en el miedo, en la falta de solidaridad y de preocupación por el pueblo y los sectores del municipio.

Individuos, partidos, lideres cuando llegan al poder se crecen, se endiosan y se creen el cénit de la civilización, el final de la historia y de la lucha de clases. ¡Que error!

Si, hablan de la “democracia” de los acuerdos, aunque inmediatamente después descalifiquen a quienes no acepten sus sentencias, proyectos y dogmas.

Usted lo ve que en campaña se presentan como hombres de bien, del pueblo, pero desde que llegan se olvidaban del movimiento popular para defender una gobernabilidad en beneficio de los ricos, de las elites, de los empresarios…

Son dirigentes que intentan imponernos su concepción estrecha de la política y que a su vez rechazan las tareas y los objetivos que benefien a las mayorías. Solo buscan perpetuar los intereses de una élite cuyas demandas son contrarias al bienestar común.

Abel Martínez, desde el gobierno municipal, amparado en “el recate del orden y la limpieza de Santiago” ha marchitado la democracia de las mayoritarias y las del consenso.

Esas democracias son aquellas que buscan explícitamente acuerdos y diseñan sus instituciones políticas para promoverlos.

Estos dirigentes nuestros, estos detentadores del poder olvidan que las democracias de consenso son indispensables para la ejecución de proyectos en las ciudades que afecten intereses, que desmonten situaciones y hechos.

Estamos a tiempo de parar esta locura, no es posible aplicar medidas en la ciudad, sin planes, sin observar la realidad social y económica del municipio, cuestionando todo, los logros alcanzados en la ciudad, sin procesar y priorizar las diversas necesidades que emergen como consecuencia de la vida en común de la agente que vive del chiripeo, del negocio informal, etc.

Santiago es un municipio lleno de desigualdad y movilidad social, no es justo ni político ni legal mandar a la casa a cientos de personas, quizás miles, que viven del menudeo, del chiripeo, perseguirlo, desbaratarle sus tarantines, quitarlo de los espacios públicos sin darle ninguna opción de vida y de trabajo.

Pero peor aún, enfrentar a sectores vitales de la ciudad como es el de transporte público, empresas contratantes del Ayuntamiento, juntas de vecinos, etc. ¡Es inaudito!

Así Santiago podría acabar en un callejón sin salida.

Me niego a creer que seamos víctimas los santiagueros, los súbditos de este gobierno municipal del totalitarismo…. ¡Es vergonzoso!

¿Acaso nos hemos dado cuenta de lo que supone esta temeridad de Abel Martínez, esta falta de conocimiento de Santiago, de la municipalidad, de la psicología colectiva de los santigüeros?

Hoy el consenso en Santiago, desde el gobierno municipal se ha roto. Que lamentable que sea desde el Partido de la Liberación Dominicana…

El clamor es que Abel Martínez, el alcalde, el político asuma desde el gobierno municipal la democracia mayoritaria, diferentes sectores, empresariales, populares, sindicales, choferiles, parece que se animan para exigir esa rectificación del ejecutivo municipal.

El autor es periodista

fernando peña

Fernando Peña es miembro del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) y ex vicepresidente . Ha labordo en diferentes medios, pero donde más se ha destacado es como periodista político. Durante más de veinte años ha sido productor de programas de televisión en Santiago. Es columnista de varios periódicos digitales y del periódico La Información; productor y conductor de su programa de tv, DE PRIMERA HORA, por MEGAVISION CANAL 43, presidente del Capítulo de República Dominicana, de la Fundación Dominicopuertorriqueña. Desde un principio, su principal interés ha sido el acontecer político, los partidos, el funcionamiento de los gobiernos y cómo estos trabajan para mejorar la calidad de vida del pueblo dominicano. Es autor de varios libros, su última obra "El Desafío Dominicano", es una denuncia responsable sobre la corrupción en República dominicana.

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!