¡… A la marcha! ¡… A la marcha!
¡… A la marcha! CÉSAR MEDINA lobarnechea1@hotmail.com Hay que estar en primera fila de la marcha contra la impunidad porque se supone no ha... ¡… A la marcha!

¡… A la marcha!

  • ¡... A la marcha!
CÉSAR MEDINA
lobarnechea1@hotmail.com

Hay que estar en primera fila de la marcha contra la impunidad porque se supone no ha perimido la acción pública para llamar a juicio a quienes trajeron a la Odebrecht al país para que construyera el acueducto de la Línea Noroeste en el año 2001 en sociedad con otra firma brasileña, la Andrade Gutiérrez.

Desde entonces es mucho lo que ha llovido y mucha la plata que ha circulado en coimas y compra de voluntades políticas, pero ahí radica la génesis de un problema que se fue agravando con el paso de los añosÖ Desde entonces Odebrecht fue extendiendo sus tentáculos hasta alcanzar dominio de las infraestructuras físicas construidas por el Estado.

Nadie puede hacerse ahora el desentendidoÖ Esa multinacional brasileña no llegó sola al país sino traída por el gobierno de Hipólito Mejía como garantía, no sólo de que cumpliría en el tiempo con una obra vital para la Línea Noroeste como era el acueducto múltiple para una región que moría de sed, sino que garantizaba su calidad y eficiencia.

Lograr eso implicó que el Senado de la República, entonces bajo control del gobierno de Mejía, tuviera que aprobar los préstamos que hicieron posible la construcción de una obra que figuraba como principal promesa de la campaña electoral del PRD en el 2000.

Nadie puede probar que hubo irregularidad ni en la concesión de la obra en sociedad con Andrade Gutiérrez  óla empresa de su género más prestigiosa de Brasil, fundada en 1948ó, ni en su fiscalización por parte del Gobierno a pesar de que la Presidencia manejó ese asunto de forma directa.

… También Rondón
Ángel Rondón también debería ir a la marcha contra la impunidad el próximo domingo, porque nadie más que él debe poner empeño en que se establezcan responsabilidades sobre la temeraria afirmación del representante de Odebrecht, Marcelo Hofke, en el sentido de que le entregó 92 millones de dólares para coimas a funcionarios públicos.

Es obvio que los brasileños quieren tirar al agua a sus socios dominicanos en las trapacerías en que incurrieron para hacerse de las grandes obras de infraestructura construidas en las últimas dos décadas. Odebrecht ha dicho lo que le convenía decir, pero no ha escuchado todavía todo lo que tiene que oír sobre las prácticas dolosas en que incurrió no solo aquí sino también en el resto de los países donde tiene o ha tenido presencia, incluyendo los Estados Unidos.

De ir a la marcha del domingo ópor supuesto que es una ironíaó, probablemente a Rondón le toque estar al lado de algunos “líderes” que recibieron su apoyo financiero en las últimas campañas conscientes del origen de esos recursos. Y eso sí que descalificaría la “lucha”.

El daño irreversible
Los políticos están haciendo un daño incuantificable a lo que puede ser un movimiento social clave en la lucha contra la corrupción. La contaminación de ese movimiento inició con la declaración de Abinader en el sentido de que estaría presente en esa actividad.

Le siguieron dirigentes de otras agrupaciones de la oposición que quieren capitalizar el movimiento propuesto por la sociedad civil óentre ellos Pelegrín Castillo y la Fuerza Nacional Progresista yó, sin medir las consecuencias negativas que provocará esa contaminación.

Los organizadores de la marcha del domingo no se habían pronunciado sobre esa situación a pesar de las críticas formuladas por opinólogos y sectores de opinión pública que aspiran convertir ese movimiento en un reclamo de opinión pública al margen del partidismo político igualmente contaminado por la corrupción.

fernando peña

Fernando Peña es miembro del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) y ex vicepresidente . Ha labordo en diferentes medios, pero donde más se ha destacado es como periodista político. Durante más de veinte años ha sido productor de programas de televisión en Santiago. Es columnista de varios periódicos digitales y del periódico La Información; productor y conductor de su programa de tv, DE PRIMERA HORA, por MEGAVISION CANAL 43, presidente del Capítulo de República Dominicana, de la Fundación Dominicopuertorriqueña. Desde un principio, su principal interés ha sido el acontecer político, los partidos, el funcionamiento de los gobiernos y cómo estos trabajan para mejorar la calidad de vida del pueblo dominicano. Es autor de varios libros, su última obra "El Desafío Dominicano", es una denuncia responsable sobre la corrupción en República dominicana.

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Your email address will not be published. Required fields are marked *